Primer diccionario de informática para sordos.

Contiene 700 términos sobre la disciplina para mejorar el aprendizaje de universitarios con esta discapacidad

LAURA CONTRERAS – Santander – 24/08/2011

La Universidad Politécnica de Madrid ha publicado un diccionario informático para sordos que recoge unos 700 términos adaptados al lenguaje español de signos, hablado y escrito, en el que se incorporan conceptos técnicos como “memoria RAM” o “instalar [un programa]” al vocabulario de las personas signantes (sordos y sordo-ciegos), explicó ayer José Gabriel Zato, uno de los autores del libro, en la Universidad Internacional Menéndez Pelayo.

El diccionario está dirigido especialmente a los estudiantes de Ingeniería Informática con esta discapacidad que necesitan habitualmente intérpretes en las aulas. Zato, profesor de esta licenciatura en la Politécnica, aseguró que se producen con frecuencia malentendidos cuando el intérprete utiliza el mismo signo para explicar conceptos distintos. “La palabra ‘herencia’ es un término en esta carrera que nada tiene que ver con el dinero que deja un padre a sus hijos”, indicó Zato durante una pausa del curso que imparte esta semana en Santander sobre la inclusión social de personas sordas y sordo-ciegas.

El ingeniero destacó que la población sorda, a pesar de la exclusión social en la que se encuentra, ha empezado a acceder “poco a poco” a la universidad y a profesiones de alta cualificación. Sin embargo, a su juicio, si no se plantean este tipo de iniciativas “novedosas”, el estudiante sordo “se ve obligado al fracaso, al no disponer de unos conocimientos mínimos”. Zato indicó que hasta ahora ningún estudiante de Ingeniería con esta discapacidad ha conseguido licenciarse en la Politécnica. “Tan solo hay uno o dos sordos en mi clase, el filtro es muy escaso y suspenden de una manera bestial”, según el profesor.

“La lengua de signos reduce la variedad de tiempos verbales a presente, pasado y futuro, y nada más”, añadió el profesor, para quien este diccionario es “un intento de aproximación” a la cultura de aquellas personas que utilizan la lengua de signos, “uniendo el rigor de los conceptos científicos con los modos y la sintaxis particular de la lengua de signos española”.

El diccionario, que estará disponible también en formato electrónico, ha necesitado la colaboración de psicólogos, informáticos, lingüistas y otros especialistas para crear un trabajo “serio” que, según el profesor, necesita estar actualizándose para ser fiel al lenguaje cambiante de las nuevas tecnologías.

 

Vía: ElPaís.com

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: